Cirugía para el cáncer rectal

Cirugía para el cáncer rectal

Información general

La cirugía es un tratamiento común para el cáncer rectal. El tipo de operación usado para extirpar el cáncer rectal depende de la extensión y la localización del cáncer. Si un cáncer rectal se localiza por encima del ano se puede realizar una resección anterior inferior (LAR, por sus siglas en inglés). Esta operación permite que el paciente conserve su función anal y las heces pasen de manera normal. Si el cáncer rectal se localiza cerca del ano, a veces hay que extirpar el ano con el cáncer en una operación llamada resección abdominoperineal (APR, por sus siglas en inglés). El paciente debe entonces usar una bolsa de colostomía. La colostomía es una abertura donde el intestino grueso se une a la pared abdominal. El paciente utiliza una bolsa reemplazable que encierra la colostomía y recolecta las heces.

Resección quirúrgica anterior inferior (LAR)

La LAR es un tratamiento común para el cáncer rectal cuando éste se localiza por encima del ano. Durante la LAR, la totalidad del cáncer, el tejido rectal normal adyacente y los ganglios linfáticos circundantes se extirpan a través de una incisión que se hace en el abdomen inferior. Después que se extirpa el cáncer, el extremo donde se hizo el corte en el recto se une de nuevo. Por lo tanto, se preserva el paso de las heces del intestino grueso a través del ano. Si el cáncer está en la parte inferior del recto, el extremo donde se hizo el corte del intestino grueso se puede unir directo al ano, procedimiento que se conoce como anastomosis coloanal. Cuando se realiza esta anastomosis coloanal, los cirujanos crearán una colostomía temporal con el fin de proteger la delicada unión del intestino grueso al ano. Después de que el paciente se recupera de la cirugía, la colostomía temporal se retira y las heces pasan de nuevo de forma normal a través del intestino grueso. El colon se une de nuevo al ano.

A pesar de someterse a una extirpación quirúrgica total del cáncer rectal, algunos pacientes pueden experimentar reincidencia del cáncer. Es importante tener en cuenta que algunos pacientes con cáncer rectal presentan pequeñas cantidades del cáncer diseminado fuera del recto que no fueron extirpadas con la cirugía. Estas células del cáncer se conocen como micrometástasis y no se pueden detectar con ninguna de las pruebas disponibles en la actualidad y su presencia causa la reincidencia después del tratamiento con sólo cirugía. La terapia con radiación de haz externo y la quimioterapia se pueden usar para limpiar al organismo de las micrometástasis con el fin de mejorar las tasas de curación logradas con la extirpación quirúrgica del cáncer.

Los pacientes que se someten a una LAR pueden experimentar dolor en el abdomen inferior después de la operación. Las complicaciones menos comunes relacionadas con la cirugía incluyen sangrado, infección y dificultad temporal para evacuar la vejiga. Algunos hombres pueden experimentar disfunción sexual después de la cirugía. Las muertes en el hospital después de una LAR se presentan en menos del 5% de los pacientes. Los pacientes deben pedir a sus cirujanos que les expliquen las distintas complicaciones quirúrgicas y la frecuencia con que éstas se presentan en el hospital donde se realizará la cirugía.

Resección quirúrgica abdominoperineal (APR)

La APR es el tratamiento común para el cáncer rectal cuando éste se localiza cerca del ano. Durante una APR, la totalidad del cáncer rectal, el recto adyacente normal, el esfínter rectal o el ano y los ganglios linfáticos circundantes se extirpan a través de una incisión en el abdomen inferior y el periné (la piel alrededor del ano). Después de extirpar el cáncer, se cierra con sutura la incisión del periné. El extremo donde se hizo el corte en el intestino grueso se une a una abertura en la pared abdominal llamada colostomía. Esta abertura se cubre con una bolsa, la cual sirve para recolectar las heces que pasan a través del intestino grueso y la colostomía. En contraste con la LAR, la colostomía es permanente.

Muchos pacientes desearán evitar la colostomía permanente. Cuando el cáncer rectal se encuentra cerca del esfínter o el ano, se recomienda, por lo general, una APR. En algunos casos, se puede usar una cirugía más limitada para evitar la colostomía o se puede usar terapia con radiación para disminuir el cáncer rectal antes de la cirugía, lo que permite que el paciente conserve el control de la función intestinal. Algunos cánceres rectales pequeños que se encuentran cerca del ano se pueden extirpar con cirugías menos extensas llamadas escisión local. No todos los pacientes se pueden someter a una escisión local (consulte escisión local más adelante).

Los pacientes que se someten a una APR pueden experimentar dolor en el abdomen inferior después de la operación. Las complicaciones menos comunes relacionadas con la cirugía incluyen sangrado, infección, cicatrización lenta y dificultad temporal para evacuar la vejiga. Algunos hombres pueden experimentar disfunción sexual después de la cirugía. Las muertes en el hospital después de una APR se presentan en menos del 5% de los pacientes. Los pacientes deben pedir a sus cirujanos la explicación de las distintas complicaciones quirúrgicas y la frecuencia con que éstas se presentan en el hospital donde se realizará la cirugía.

Tratamiento preservador del esfínter

El esfínter es un músculo circular que controla la defecación. Si se daña, los pacientes pierden el control de la función intestinal. El tratamiento preservador del esfínter se refiere a la terapia para el cáncer que evita extirpar el esfínter anal para los cánceres rectales que se encuentran cerca del ano. El procedimiento quirúrgico estándar que se usa para extirpar al cáncer rectal que se encuentra cerca del ano es la resección abdominoperineal (APR). Después de un procedimiento APR, el ano es extirpado con el cáncer y el extremo donde se hizo el corte en el intestino grueso se une a la pared abdominal para formar una colostomía. Ésta se cubre con una bolsa, la cual sirve para recolectar las heces que se eliminan del intestino. Debido a la inconveniencia de la colostomía, los médicos están utilizando tratamientos preservadores del esfínter que permiten a los pacientes conservar la función del ano. El tratamiento de preservación del esfínter para el cáncer rectal involucra una cirugía limitada seguida, con frecuencia, por una combinación de quimioterapia y terapia con radiación. La cirugía limitada se diseña para extirpar al cáncer y a un pequeño borde del intestino normal, pero no al ano. La cirugía se puede realizar a través del ano (escisión transanal) o a través del cóccix o hueso final de la columna (trans-coccígeo). La escisión transanal se puede realizar para los cánceres pequeños que se encuentran cerca del ano (en 2 pulgadas). Otros cánceres pequeños en posición superior en el recto se pueden extirpar con una escisión trans-coccígeo.

Escisión local

La cirugía limitada se puede realizar para extirpar el cáncer, conservar el ano y prevenir las complicaciones que se puedan presentar con una cirugía LAR o APR más extensa. La cirugía limitada se diseña para extirpar al cáncer y a un pequeño borde de intestino normal, pero no al ano. La cirugía se puede realizar a través del ano (escisión transanal) o a través del cóccix o hueso final de la columna (trans-coccígea). La escisión transanal se puede realizar para los cánceres pequeños que se encuentran cerca del ano (en 2 pulgadas). Otros cánceres pequeños en posición superior en el recto se pueden extirpar con una escisión trans-coccígea.

Para que la cirugía limitada sea efectiva, se debe extirpar la totalidad del cáncer con un borde de tejido normal. Los pacientes con cánceres mayores, invasión más profunda o que parecen más agresivos bajo el microscopio es mejor tratarlos con
la cirugía tradicional. Con el fin de mejorar las tasas de curación después de la cirugía limitada sola, se administra, con frecuencia, una combinación de quimioterapia y de terapia con radiación para los cánceres que han crecido en la pared muscular del recto.

Los pacientes que se someten a una cirugía limitada pueden experimentar dolor en la región del periné o el hueso final de la columna. Las complicaciones menos comunes relacionadas con la cirugía incluyen sangrado, infección y dificultad con la cicatrización de la pared rectal. Las muertes hospitalarias son muy raras después de la cirugía limitada.

Estrategias para mejorar el tratamiento

El progreso que se ha logrado en el tratamiento del cáncer rectal es el resultado de mejorar las técnicas quirúrgicas y la creación de tratamientos adyuvantes y neoadyuvantes en los pacientes con cáncer en las etapas más avanzadas y la participación en experimentos clínicos. En el futuro, el progreso en el tratamiento del cáncer rectal se conseguirá de la continua participación en experimentos clínicos apropiados.

Mejoría en los tratamientos preservadores del esfínter: Debido a la inconveniencia de la colostomía, los médicos están utilizando tratamientos preservadores del esfínter que permiten a los pacientes con cáncer rectal con localización inferior conservar el ano. Se encuentran en evolución métodos mejores para seleccionar a los pacientes que se pueden tratar con cirugía limitada seguida por una quimioterapia y una terapia con radiación adyuvante. El uso de quimioradiación preoperatoria (neoadyuvante) más agresiva puede permitir que más pacientes con cáncer rectal con localización inferior tengan una posibilidad de mantener el control de la función anal.

Terapia neoadyuvante: Cuando el cáncer rectal no se puede extirpar por completo con cirugía, las posibilidades de curación de los pacientes disminuyen de forma significante. La radiación y/ o quimioterapia preoperatoria se conoce como terapia neoadyuvante. Esta terapia puede disminuir algunos cánceres rectales y, por lo tanto, permitir la extirpación quirúrgica completa. El determinar la quimioterapia óptima y la terapia con radiación neoadyuvante, es un área que se está investigando en la actualidad.


Tipos de Cancer


Sign up for the CancerConnect newsletter

Sign up for our newsletter and receive the latest news and updates about specific types of cancer.

  Close |  Please don't show me this again

Just another Cancercenter.cc site
Facebook Twitter RSS